La Asociación Nacional de Jubilados de la UTE oficializa su constitución y apertura

Fecha: 20 septiembre, 2018 singlepost-ic

La Asociación Nacional de Jubilados UTE (ASONJUTE) es el gremio universitario que acoge a docentes y administrativos que se jubilaron  en la institución. La iniciativa se presentó oficialmente este 18 de septiembre al Rector, Ricardo Hidalgo Ottolenghi, en una vista protocolaria que permitió socializar los objetivos fundacionales, la misión y visión de esta agrupación de reciente creación.

“Para nosotros es muy importante contar con quienes han sido parte de nuestra institución. Si no reconocemos nuestra historia o si no reflexionamos en torno a ella, no podemos vivir en el presente y no podremos saber a dónde vamos”, expresó la primera autoridad. 

Margarita Atapuma, Presidenta de la Asociación y ex docente durante 37 años en la Facultad de Ciencias Administrativas, entregó la Resolución del Ministerio de Inclusión Económica y Social que oficializa la constitución del gremio. Por su parte, el Rector felicitó esta iniciativa  y comprometió todo su apoyo.

“Estamos muy agradecidos de recibir  el  soporte institucional ya que nuestro principal objetivo es colaborar con el engrandecimiento institucional y también velar por el bienestar de nuestros compañeros asociados”, comentó la Presidenta.

Al momento la Asociación cuenta con un representativo número de ex docentes y administrativos que entregaron sus mejores años a la Universidad. Entre ellos se destaca  el doctor Álvaro Trueba Barahona, ex Rector y fundador de la UTE. 

 “Cuando uno sale de la Universidad la relación con la institución no termina ahí y por esa razón queremos generar un espacio que nos permita compartir nuestra experiencia y conocimientos a las nuevas generaciones para procurar el bienestar de la  comunidad UTE”, señaló Juan Cruz Albornoz, miembro fundador y ex autoridad universitaria.

Con el propósito de que la ASONJUTE cuente con todas las facilidades para generar proyectos y beneficios para sus socios, la primera autoridad de la Universidad ofreció asignar un espacio para el funcionamiento de la asociación, en la Sede Matriz.

“La grandeza de una sociedad se mide por cómo trata a sus mayores, por ello, hoy más que nunca, la UTE necesita de todo el aporte positivo que puedan brindar nuestros ex docentes, empleados y trabajadores que entregaron los mejores años de su vida a nuestra institución. Estamos seguros que continuarán coadyuvando al desarrollo de la nueva universidad y a los cambios que estamos implementando con la colaboración de la Comunidad Universitaria”, finalizó.