ANALFABETISMO en Ecuador

Fecha: 5 septiembre, 2022 singlepost-ic

ANALFABETISMO en Ecuador

Cada año, desde 1967, se conmemora el Día Internacional de la Alfabetización. Según la Unesco implica un proceso continuo de aprendizaje y conocimiento de la lectura, la escritura y el uso de los números a lo largo de la vida. Además, forma parte de un conjunto más amplio de competencias, que incluyen las digitales y las de trabajo, entre otras.

En Ecuador, según cifras del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC), entre el 2018 y 2021, la tasa de analfabetismo pasó del 6,5% al 6% en el país. Es decir, en todo el territorio aún hay alrededor de 800 000 personas analfabetas.

Con ese contexto, Carlos Ávila, decano de la Facultad de Ingeniería Civil y Construcciones, menciona que el saber leer y escribir tiene dos aristas. Una relacionada con esa habilidad de escribir caracteres para expresar palabras, lo que -en cierta medida- significa leer.

Pero él va más allá: buena parte de la población no lograr reflexionar críticamente sobre los contenidos que lee. Le parece necesario que el sistema educativo trabaje en generar esas habilidades.

Si no hay la posibilidad de reflexión sobre esos textos, precisa Ávila, tendremos ciudadanos sin la capacidad de contribuir en el procesamiento de soluciones para el país, porque no hay esa comprensión y aprendizaje. Y al final, “no podremos ejercer la ciudadanía y democracia si no se logra utilizar el conocimiento para servir a la sociedad”. 

Antonio Canela, docente del área educativa de la UTE, también aborda el tema. Dice que, a lo largo del siglo XX, la alfabetización ha tenido un avance importante desde una perspectiva lingüística (leer, escribir y usar la matemática). Sin embargo, se ha evidenciado un problema educativo en los primeros niveles y también con los adultos a raíz de la pandemia por el covid-19.

Por eso, está convencido de que es necesario fomentar la alfabetización para evitar, entre otras cosas, la precarización laboral; hay que apostar “a un buen vivir”.

Frente a este panorama, dice el experto, deberíamos avanzar según las tendencias. Y ver a la alfabetización o analfabetismo desde una perspectiva del siglo XXI. De otro modo, si solo nos quedamos en leer, escribir y la cuestión básica del cálculo (matemáticas), probablemente logremos la erradicación del analfabetismo convencional, pero ya estamos hablando de otro tipo de competencias básicas.

¡En la Universidad UTE trascendemos!

Dirección de Comunicación y Relaciones Públicas.